Jacaranda (Jacaranda mimosifolia)

      Pertenece a la familia de las Bignoniaceas, su procedencia es sur de Brasil, norte de Argentina y Paraguay. Los indios la llamaban jacarandá, termino aceptado también en castellano. También se le conoce como palisandro.

DSCN3834

      En su lugar de origen estos árboles tienen una sola floración y son caducifolios. En España casi nunca llegan a perder toda la hoja y tiene dos floraciones: en primavera (en Sevilla más bien en Mayo), siendo esta la más espectacular, ya que el árbol no tiene apenas hojas cuando está cargado de flores,  y en otoño (octubre), una floración mucho más discreta, coincidiendo con la floración en sus países de origen.

      Las flores, de color azul-violeta, se agrupan en panículas ( inflorescencia compuesta de racimos que van decreciendo de tamaño hacia el ápice) piramidales y laxas, de más de 50 flores de cáliz pequeño y corola tubulosa.

      El fruto es una cápsula oblonga, dura y plana, al principio de color verde claro, tornando a marrón en su madurez, que es cuando se abre y deja caer numerosas semillas aladas.

DSCN4054

      Sus hojas son compuestas y grandes ( 30-50 cm), bipinnada y con muchos foliolos de forma oval-oblonga.

En altura suele superar los 10 m. Su crecimiento es lento, requiriendo tierras arcillosas y temperaturas suaves (sin heladas). En éstas condiciones suelen superar el siglo de vida.

      Su uso fundamental es como árbol ornamental, aunque también es muy apreciada su madera para trabajos de carpintería y ebanistería, especialmente para le decoración interior de los coches de lujo, gracias a los tonos rosados y crema de ésta. En su contra: el látex pegajoso que desprende, que ensucia los coches y el acerado.

      Está muy presente por toda la ciudad: Plaza del Museo, Jerónimo de Córdoba, Concordia, Av. Jimenez Becerril, Torneo, Ramón y Cajal, Eduardo Dato, barrio de San Jerónimo, etc

      El origen de la jacaranda en Sevilla, aunque en España se introdujo en el siglo XVII, se atribuye a un regalo que le hizo a la ciudad el Príncipe de Mountbatten (marido de Isabel II del Reino Unido y padre de Carlos, príncipe de Gales). Parece ser que, en una visita a principios de siglo XX, paseando por la Plaza de América cortó una clavellina, por lo que un guarda le puso una multa. A su vuelta a Inglaterra envió dos ejemplares de jacaranda, como regalo o ¨pago¨ de la multa.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s